Excusas comunes que usan los trabajadores improductivos

Las personas vagas siempre tienen alguna excusa para justificar su comportamiento. Aquellos trabajadores con una actitud deplorable suelen quejarse y lamentarse constantemente. Este comportamiento también afecta a jefes o cargos intermedios. Por eso queremos contarte algunas excusas comunes que usan los trabajadores improductivos.

Cuantas veces has visto a compañeros o incluso altos cargos merodeando por la oficina, haciendo bromas, solicitando comida, incluso ligando. Por suerte suelen ser una minoría, pero hay que saber detectarlo y procurar no contagiarse.

La escasa ética laboral de algunos trabajadores es un problema que puede afectar al funcionamiento de toda la empresa. La productividad del equipo puede verse afectada. La actitud dejada de algunos puede acabar repercutiendo o contaminando a los demás.

Excusas comunes que usan los trabajadores improductivos

Para saber detectar a tiempo a estas personas, te contamos algunas excusas comunes que usan los trabajadores improductivos:

  1. Tengo exceso de trabajo: Las personas improductivas no tienen en cuenta que esto es un factor común. Un ritmo laboral alto suele ser lo habitual y debemos saber adaptarnos. Las personas productivas hacen su trabajo y no se quejan. Las improductivas tienden a ponerlo como excusa para no producir.
  2. No es mi responsabilidad: Es importante que cada empleado conozca sus funciones y objetivos dentro de la organización. Pero si se necesita ayudar deberíamos estar predispuestos al trabajo en equipo, a ayudar a algún compañero o asumir alguna función puntual para alcanzar objetivos comunes.Las personas productivas son más generosas y adaptables. Las improductivas se preocupan constantemente de lo que hacen o no hacen los demás.
  3. Lo terminaré mañana: Las personas improductivas siempre prorrogan sus funciones para otro día. Nunca es un buen día para terminar sus funciones.
  4. 2014081905575785181No cuento con toda la información: las personas productivas empiezan a trabajar aunque no dispongan de todo lo necesario. Tienen la capacidad de ir modificando y adaptando sus funciones a las nuevas circunstancias. Las personas improductivas tienden por miedo o por detallistas a tener todo bajo control antes de actuar.
  5. Tengo que esperar a que el jefe me diga qué hacer: si no eres resolutivo te costará ser productivo, porque siempre necesitaras la aprobación de tu superior y puede retrasarse. La falta de ritmo perjudica la dinámica.
  6. No me reporta ningún beneficio: las personas improductivas suelen analizar y valorar las acciones por el nivel de beneficio que tienen. Las personas productivas se sienten dentro del proyecto y esa es su motivación.
  7. Soy muy perfeccionista: Las personas productivas les importa la calidad tanto como la productividad y saben conseguir el equilibrio. Si solo nos centramos en conseguir la perfección, seremos improductivos.

Todas estas frases son comunes a trabajadores improductivos que tienden a ver la culpa en el exterior y no en ellos mismos. Ahora ya conoces algunas excusas comunes que usan los trabajadores improductivos.